Ni en mi casa

A petición de los nuevos compis de la ofi, la próxima semana me volveré toda una cocinera mexicana y prepararé guacamole, pico de gallo y alguna otra salsita típica. Me da hueva y ni en mi casa hago esas cosas, pero lo haré simplemente porque me he dado cuenta que en este mundo hay mas gente buena que mala. Ellos son buenos y me han hecho sentir acoplada, aunque me haya costado tanto trabajo. Aish ahora extrañaré las tardes de los viernes de cañas y tapas saliendo de trabajar, y es literal, saliendo, cruzas la calle y ahí te esperan: las jarritas. Bar supercutre pero con unas croquetas y unas cañas exquisitas y baratas.

¿Qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .